Coco, Un Regalo de la Naturaleza

El Coco es una fruta tropical proveniente de la palma o cocotero, conocida a nivel mundial por sus múltiples usos, propiedades y exquisito sabor. Su nombre deriva de la antigua leyenda Ibérica del Coco, monstruo de la mitología local de tres ojos, que según relata se asemeja al coco seco. Entre los productos totalmente naturales obtenidos destacan el agua del coco verde, la pulpa de la fruta madura y el aceite de Coco.

Una taza de agua de coco contiene Potasio, Manganeso, Magnesio, Sodio, Vitamina C, Vitamina B12, Fibra, Proteína y algunas calorías, todos elementos necesarios para el buen funcionamiento del organismo. Esta noble planta destaca entre los remedios naturales por sus múltiples usos, entre ellos:

Es un Antioxidante Ideal

El Coco en especial el agua de esta fruta es rica en fitohormonas, aminoácidos, minerales, vitaminas y otros oligoelementos, sustancias con efecto antioxidante probado científicamente, que actúan especialmente evitando la degeneración de las células hepáticas, al igual que disminuye el daño producido por los triglicéridos.

Hidrata y Revitaliza

Además de su exquisito y refrescante sabor, el agua de coco posee alto contenido de agua, potasio, manganeso, magnesio, sodio y fósforo, elementos necesarios para mantener el correcto funcionamiento celular y revitalizar el organismo luego de una sesión de ejercicio intenso, un día caluroso o luego de evacuaciones diarreicas. Estudios modernos han comparado el uso de agua de coco luego de realizar ejercicio de alto impacto con el uso de bebidas rehidratantes artificiales arrojando resultados muy alentadores, ya que este producto natural en muy fácil de conseguir y económico en la mayoría de las áreas de clima tropical.

Es un Diurético Natural

Esta fruta es ideal para tratar el edema, es decir la retención de líquidos (hinchazón de manos y pies), pues contiene gran cantidad de agua y sodio, compuestos que favorecen la función renal, aumenta la cantidad de filtrado y por consiguiente el gasto urinario. Se debe destacar la baja incidencia de efectos adversos con el uso de este producto, que es totalmente seguro para pacientes mayores o con múltiples diagnósticos.

Rejuvenece la Piel

EL tratamieno de la piel con aceite de coco retrasa de manera significativa la aparición de arrugas, y es que el uso continuo de este remedio totalmente natural ha demostrado retrasar el envejecimiento de las células de la piel. De igual manera esta fruta posee efectos emolientes, por lo que se utiliza como base para la elaboración de múltiples pomadas, cremas y en especial de productos grasos para los labios, como protectores y labiales ya que combaten la aparición de la resequedad y agrietamientos.

Es Anti Hipertensivo

La Hipertensión Arterial es una enfermedad cada vez más común en la población joven, sin embargo hoy día se recomienda el consumo de coco para tratar esta patología debido su alto contenido de potasio y magnesio, nutrientes que estabilizan las membranas celulares endoteliales y musculares arteriales, provocando vasodilatación con la consecuente reducción de los niveles de tensión arterial sistólica y diastólica.

Retrasa la Aparición de Cálculos Renales

La litiasis Renal o cálculos renales es una afección producida por la cristalización de minerales en el parénquima renal, en general producto de predisposición genética más el consumo excesivo de Sales y metales pesados. Se ha demostrado que el coco disminuye el proceso de agregación de los cristales a nivel renal, lo que se traduce en una disminución del riesgo de padecer esta enfermedad.

Es un anti Parasitario

Esta fruta es además microbicida, pues contiene elementos que resultan intolerables para los parásitos intestinales, lo que ha promovido el uso del coco como antihelmíntico, en especial si se mezcla con la Piña, otro producto natural con propiedades similares. De igual manera esta fruta regula el tránsito intestinal, por lo que también se emplea para tratar el estreñimiento.

Controla los Niveles de Azúcar en Sangre

Otra de los beneficios conocidos de esta planta incluyen la disminución de glucosa en sangre, y es que el coco favorece la excreción de insulina por el páncreas, disminuye la resistencia periférica a la insulina y favorece la el metabolismo del glucógeno hepático. Estudios objetivos han demostrado disminución efectiva de los niveles de hemoglobina glicosilada en pacientes tratados con agua de coco.

Mejora el Sistema Inmune

Por último pero no menos importante, esta fruta favorece y potencia la acción del sistema inmunológico, lo que disminuye la aparición de infecciones y dolencias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

asd