Remedios Caseros para la Diabetes

¿Qué es la Diabetes?

La diabetes es una afección endocrino – metabólica multifactorial que se caracteriza por la presencia de niveles elevados de glucosa en sangre. Es considerada una de las grandes epidemias actuales afectando a millones de personas en el mundo.

¿Existen varias formas de Diabetes?

Existen diversos tipos de diabetes, sin embargo los más comunes son la Diabetes Tipo 1 y tipo 2. La diabetes tipo  se caracteriza por la destrucción casi total de las células productoras de insulina a nivel pancreático, en tanto que en la diabetes tipo 2 existe un aumento patológico de la resistencia periférica a la insulina con compensación y agotamiento progresivo de las células productoras de insulina.

¿Qué síntomas produce la Diabetes?

La diabetes tipo 1 suele presentarse en edades tempranas, y ser de aparición brusca. Por otra parte la diabetes tipo 2 frecuentemente afecta luego de la cuarta década de la vida y es de aparición progresiva. Se manifiesta clínicamente por la presencia de pérdida de peso, (precedida por aumento de peso en la diabetes tipo 2), sensación de sed persistente, hambre excesiva, micciones frecuentes, cansancio, visión borrosa, infecciones recurrentes (hongos, infecciones urinarias, de las vías respiratorias y otras)

¿Cuándo acudir al médico?

La Diabetes es una enfermedad progresiva, por lo que te recomendamos acudir al médico en todo momento para evitar que la enfermedad avance. Lo remedios caseros que aquí te recomendaremos serán utilizados como ayuda al tratamiento convencional para lograr una mejoría mucho más rápida y duradera.

Remedios Caseros para la Diabetes:

Canela:

La canela disminuye la resistencia periférica de los tejidos a la insulina, lo que implica en una mejor utilización de la misma. Para aprovechar todos sus beneficios toma media cucharada de canela y viértelos sobre una manzana en rodajas, posteriormente ingiere toda la fruta al menos una vez al día de manera continua. La manzana ayuda a disminuir el sabor fuerte de la canela, es decir que puedes emplear cualquier otra fruta. Si prefieres también puedes consumir 500 mg de extracto de canela dos veces al día.

Té Verde

Además de poseer propiedades antioxidantes, el té verde disminuye la captación de glucosa a nivel intestinal a la vez que disminuye la resistencia periférica a la insulina. Su uso ampliamente recomendado para tratar a diabetes a través de la historia se basa principalmente en el consumo de 5 tazas de hojas de té verde en infusión al día. Si prefieres puedes consumir cápsulas de té verde, o prepararlo en frío.

Ajo

El ajo es un producto vegetal que posee increíbles efectos similares a la insulina, se ha demostrado en estudios aplicados a animales que el uso único de ajo disminuye los niveles de glucosa en sangre en niveles suficientes para prevenir las complicaciones de la diabetes. Puedes comer directamente un diente de ajo al día, o si prefieres para que sea más fácil tolerar su sabor puedes picarlo en trozos pequeños e ingerirlos con jugo, por supuesto con poca azúcar.

Aloe Vera y Nopal

Este es quizá el remedio más potente para combatir la diabetes, pues ambas plantas han sido reconocidas por la ciencia médica para el tratamiento de esta enfermedad. No solo reducen la resistencia periférica a la insulina, sino que promueven una mayor producción de la misma a nivel pancreático. Para preparar este remedio toma un trozo de penca de sábila y un trozo de penca de Nopal, ponlas a hervir durante al menos diez minutos y posteriormente una vez que este tibia, toma esta agua. El sabor no es el mejor, pero sin duda los resultados son excelentes.

Chayota y Piña

La Piña no sólo posee efectos diuréticos, sino que disminuye la concentración de colesterol en sangre, por su parte la chayote aumenta la sensibilidad a la insulina, por lo que juntos conforman un remedio formidable. Te recomendamos que hiervas 100 gramos de chayota durante 10 minutos, dejes enfriar y luego licúes junto a pequeños trozos de piña. Refrigera en tu nevera, y toma al menos un vaso al día de manera continua.

Recuerda que la mejor manera de tratar la diabetes es con una vida saludable,  una dieta rica en proteínas y vegetales, moderando la cantidad de carbohidratos, practicando actividad física de manera regular y manteniendo dentro de lo posible una vida sin estrés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

asd